Una batalla entre escarabajos con audio de los Monty Python

0 Vistas

Una mujer ultra-obesa que se gana la vida vendiendo vídeos en los que se queda atrapada en puertas

Nos estamos limitando como sociedad al quedarnos solo en la positividad corporal. Tendríamos que expandirla a lo económico. ¿Qué vives en la calle entre dos cartones? No pasa anda, no hay nada que mejorar, tú eres así y está bien. @FácilNejo.

Debajo de toda esa grasa tiene que haber unos gemelos tremendos…

0 Vistas

Los vascos creamos el castellano. ¿Cómo te quedas?

Los vascos creamos el castellano. ¿Cómo te quedas?

La desintegración del Imperio romano (siglo V) no tan solo no alteró aquel paisaje, sino que lo reforzó y ensanchó. El desgobierno inicial de los nuevos estados germánicos y la explosión demográfica que vivió la montaña vasca, impulsaron un fenómeno que, durante siglos, ha sido motivo de intenso debate entre los historiadores: la masiva colonización vasca de la mitad oriental de Cantabria, del nordeste de Castilla, y de La Rioja. Según la investigación historiográfica, entre los siglos VI y X, el euskera medieval habría sido la lengua popular y mayoritaria de estos territorios. Pero con la evangelización de aquellas sociedades (a partir del siglo VIII), divulgada en el latín vulgar de la época y promovida por las élites locales de lengua y cultura latinas; el euskera dejó paso, progresivamente, a una lengua románica que prefiguraba el castellano. @elnacional.CAT

Los vascos creamos el castellano. ¿Cómo te quedas?

0 Vistas

Hang Mioku, la historia del “Monstruo de las cirugías”

TL:DR: La tía era guapísima y se desfiguró la cara porque tenía una tara mental.

Con 28 años se sometió a una primera cirugía estética y le siguieron 20 más. Lo hizo en Japón y los médicos le aseguraron que podría tener un trastorno psicológico y por eso se negaron a seguir tratándola, motivo por el que volvió a su país natal. El cambio era tal, que sus padres no la reconocieron y se dieron cuenta de que su hija tenía un problema, así que no dudaron en llevarla a un médico. @losreplicantes

Hang Mioku, la historia del "Monstruo de las cirugías"

Al ver que los profesionales no la querían atender, ella misma se aplicó aceite de cocina y silicona en la cara. La silicona se la proporcionó un médico y ella misma se la inyectó y cuando vio que no le quedaba más de esta sustancia echó mano de aceite, desformándose la cara y dejándosela como veis en las imágenes.

Enviado por FácilNejo.

500 Vistas

Volver arriba